Auto-tune: El cambio a la industria como una necesidad musical sin retorno

Transcurre el tiempo y la música sigue constantemente evolucionando; la influencia de lo digital permite concebir la música como algo fácil de adquirir, junto al acceso rápido a la información. aunque existen intentos de no desaparecer formatos antiguos, como el casete, el CD y el clásico vinilo.

El sonido arcaico ya es una simple copia de algunos versos que quedaron años atrás, en el recuerdo, a través de la historia. Ahora depende del concepto y hacia qué sonoridad se dirige, atrás quedaron los ritmos; si tu música no tiene concepto, simplemente no sirve.

Artistas internacionales han sabido llevar el auto-tune como un recurso base de su música, no como un “arreglo”. Ejemplos como Post Malone, Travis Scott, Kendrick Lamar, Drake, Cardi B, son claro para entender esta tendencia.

Un integrante de una banda de cumbia, puede hacer rock y puede terminar siendo mucho más rockero que cualquiera o viceversa. Hay un aprovechamiento de los que dicen ser músicos y lo resaltan en la juventud que no ha vivido esa época. He allí donde juega un rol preponderante en la industria musical el denominado (y muy vapuleado) auto-tune.

El auto-tune se aplica de forma digital a una voz cantada para “corregir” la afinación, lo cantamos todos y se vende rápido. Trasciende entre usarlo para tapar una necesidad o por decorativo.

La producción basada en auto-tune es impecable, los sintetizadores brillan por todas partes, los ecos cumplen su cometido, artistas como: Britney Spears, Kayne West, Katy Perry, Maluma, Beyonce y Travis Scott logran ese cometido: tener un buen productor y listo.

Incluso, hasta músicos de más envergadura, trayectoria y profesionalismo como Paul McCartney han recurrido a este programa. Recientemente, el exBeatle y Wings, que tocará en suelo nacional el 20 de marzo en el marco de la gira Freshen Up, lanzó a inicios de enero la canción Get enough, una reinvención y una nueva fórmula para captar a la nuevas generaciones, llegando a un público más joven.


Get Enought, canción que produjo Ryan Tedder, productor estadounidense quien ha trabajo con reconocidos artistas como Beyoncé, Adele, Ariana Grande y Madonna, entre otros.

Asimismo, los artistas nacionales emergentes son protagonistas este año, manteniéndose en distintas escenas dentro del medio digital. Así ha sido el caso de Gianluca, Camileazy, entre otros.

Spotify es una plataforma muy auspiciosa para esta nueva industria musical. Últimamente ha evolucionado; ahora, con 207 millones de usuarios (que hacen uso de su plataforma al menos una vez al mes), cantantes como Paloma Mami, Mon Laferte, DrefQuila, además de Cami, suman alrededor de 10 millones mensualmente de oyentes. Para mejorar esto es trascendental que se apruebe en el Senado el proyecto que propone que músicos chilenos abran show de artistas internacionales.

El auto-tune logra ser un recurso estructural dentro del género trap, algo característico en él, no es para ‘‘afinar bien”, sino que está relacionado a una búsqueda estética y llegar una audiencia global.

No te enamores de mí,
segundo single de la cantante nacional Paloma Mami,
sencillo que fue elogiado por
la revista musical estadounidense Billboard.


La Máquina Medio

Post Relacionados