A sus 21 años, Bastián Juan tiene claro lo que quiere ser por el resto de su vida: Dedicarse por completo a su carrera como cantante. Desde que la música llegó a él, hace más de 12 años, no ha dejado de componer, estudiar y perfeccionar su arte, a pesar de no formar parte de una familia con precedentes musicales.

Ya en su adolescencia, Bastián Juan participa en diversas bandas juveniles que lo ayudan a mejorar sus composiciones y ganar experiencia sobre los escenarios. En 2017, se presentó con una canción propia al Festival de la Voz de Red Pumahue, competencia que terminaría ganando.

Al año siguiente, «No sé» e «Imán» pasarían a ser los primeros dos singles del joven cantante, los cuales fueron grabados en estudio y cuentan con una fuerte influencia pop. Mismas canciones que el artista presentaría a la organización de Teletón, quienes quedaron fascinados con su talento y posibilitaron su presentación en la edición 2018 de la campaña solidaria.

«Significó un salto importante para mí. Estaba nervioso, porque fue la primera vez que toqué en un escenario grande. Vi a la gente pasarlo bien… bailando mis canciones», recuerda el cantante oriundo de Santiago, quien conversó en exclusiva con La Máquina y habló de lo que ha sido hasta ahora su carrera, sus principales influencias y de su más reciente lanzamiento «No contestes el teléfono», disponible en diversas plataformas digitales.

Una vida junto a la música

¿Cuáles han sido los estilos musicales que más te han marcado y le dan identidad a tu música?

Desde chico que he sido un seguidor de la música afroamericana, pero siempre me he guiado por algo más popular, como el pop. Estoy en esa transición de género musical. Comencé con el pop de guitarra, ahora me estoy tirando más por el disco. De hecho, el próximo mes lanzaré un single de onda disco con un artista de la escena.

Y si nos vamos al último tiempo, ¿qué estilo musical te mantiene fascinado?

Estoy muy pegado con el neo-funk, con tintes ochenteros. Estoy escuchando una banda canadiense que se llama Chromeo, tiene música excelente. Aparte que se conecta mucho con los arreglos que vengo haciendo, fue una mezcla de experiencias. También estoy pegado con el hip-hop y rap de los 90′, como The Notorious B.I.G. y todo ese segmento de música.

Foto: Felipe CelisAgencia Culturacción

-Hablando un poco más de ti. ¿Cómo equilibras tus tiempos entre la ingeniería con la música?

Actualmente estoy en cuarto año de ingeniería civil industrial y creo que ha sido uno de los grandes desafíos. He tenido que balancear los tiempos entre los estudios y la música. Siento que no tengo tiempo de ocio, ya que los espacios que tengo los uso en componer, se lo dedico a mi trabajo. La música me sirve para relajarme, aparte que no me veo ejerciendo por mucho tiempo la ingeniería, pero sí me veo en la música

¿Y en tu familia han cuestionado tu decisión de dedicarte a la música?

No. En su momento se me pasó por la cabeza estudiar música, hasta que comprendí lo que realmente significa y se me fueron las ganas. Mis papás me hubieran apoyado si realmente me hubieran visto convencido de estudiar música. Si lo pienso bien, creo que igualmente hubieran tenido el estigma de tener un hijo dedicado a la música, pero me hubieran dado su apoyo. 

«Una mezcla de nostalgia y profundo dolor»

El pasado 11 de febrero, el cantante nacional Bastián Juan estrenó su single «No contestes el teléfono», el cual fue compuesto y grabado cien por ciento durante la cuarentena, y que luego fue masterizado en Alemania por el ingeniero en mastering Michael Dzovor. Por otra lado, para la creación del videoclip, el artista hizo un llamado a sus seguidores a participar, quienes hicieron sus aportes mediante pequeños fragmentos de video escuchando la canción.

¿Cómo describirías tu single «No contestes el teléfono»?

Es la canción más íntima que he hecho. Se nota en los arreglos de piano, violín y en mi voz. Me inspiré en algo tan cotidiano como son los quiebres amorosos, de ese sentimiento masoquista de querer volver a lo que creías que te hacía feliz, sabiendo que no resultará. Por eso se llama «No contestes el teléfono», «te estoy llamando a pesar de que terminamos, pero espero que no contestes». Es algo que todos hemos pasado y si no ha sido así, en algún momento pasará.

Foto: Felipe CelisAgencia Culturacción

¿Cómo ha sido el recibimiento de la gente?

Bueno. Ya tengo una comunidad que me escucha y apoya. De hecho, el videoclip cuenta con colaboraciones. Fue súper entretenido porque hasta había gente que no conocía y me mandaban los videos. Se puede ver el retrato de la nostalgia al momento de escuchar la canción. Fue bonito. Quizás no tanto como la penúltima canción que saqué («No sé»), ya que tuvo una explosión mayor en visitas. Esta la han agarrado más lento, pero ha sido más profundo. 

¿Te ves dedicado de por vida a la música?

Por supuesto, no voy a dejar de luchar hasta cumplir ese sueño. Quiero que sea mi única fuente de trabajo. 

Si de sueños hablamos, Bastián Juan va aún más allá: Quiere ser productor musical de artistas emergentes y «ojalá poder crear una banda juvenil». En cuanto a sus proyecciones a corto plazo, se está preparando para un nuevo lanzamiento, esta vez junto a su amiga y cantante Catalina Navarro, programado para finales de abril.

Deja tu comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here