#LaMáquina18 | La créme de la créme del etilismo chileno: los tragos más particulares del recetario nacional

 #LaMáquina18 | La créme de la créme del etilismo chileno: los tragos más particulares del recetario nacional

Fiestas patrias, época estival donde se celebra la primera junta nacional de gobierno alzando la bandera, elevando volantines y, cómo no, consumiendo cantidades bíblicas de alcohol, porque así, uh… ¿se celebra?

En fin, para deleitar al máximo nuestros refinados paladares, su humilde servidor realizó una investigación exhaustiva para entregarles una lista con los tragos y preparaciones más particulares que se han llegado a servir en este lindo país.

AVISO: Aquí en La Máquina no avalamos el consumo de alcohol en cantidades peligrosas. Si bien quien les escribe lo hizo, fue meramente por la ciencia, así que… si va a beber, hágalo responsablemente y si conduce, deje las llaves, usted no es futbolista ni hijo de un senador.

Nivel 1

Para comenzar, vamos por lo más común y amigable para el ciudadano promedio. Con esas preparaciones que la gran mayoría conoce, pero vale la pena mencionar. Esta sección comprende los tragos que puede consumir cualquier bebedor moderado que solo busca pasarla bien y quiere poseer recuerdos de lo que pasó al momento de embriagarse.

Un exquisito melón con vino

-Terremoto: Infaltable en estas fiestas patrias. Compuesto por una mezcla de pipeño, helado de piña y granadina a gusto. A pesar de que el amargo sabor del pipeño puede asustar a algunas personas, el helado de piña y el dulzor de la granadina hacen que el consumidor “se vaya por lo dulce “ al momento de beberlo, lo que lleva consigo varias réplicas que terminan “moviendo el piso” (por esto el nombre).

Resultado de imagen para terremoto trago
Terremoto a la carta.

-Piscola: La favorita del primo de “La Pili”. Tan sencilla de preparar como fácil de ingerir, ya que, como su nombre indica, solo se sirve pisco a elección con bebida cola y hielo (dentro de lo posible). Se le llama erróneamente así al “Pisco con blanca”, pero ese es un tema que no merece la pena discutir.

Resultado de imagen para piscola trago
Piscola hipster

-Melón con vino: Infaltable en las reuniones joviales del verano y los paseos a la playa, consiste en la unión de vino blanco y azúcar, pero servido en un Melón que es cortado y vaciado para usarse como recipiente al cual, con una cuchara, se raspa por dentro para endulzar el trago y disfrutar de la fruta.

Resultado de imagen para melon con vino trago
Vino con melón… ¿no era al revés?

-Tropical: Tomando su nombre de la imagen que nos trasmite la bebida Kem, este trago particularmente consumido por los jóvenes lleva Kem o Kem Xtreme con una generosa cantidad de vino blanco a elección del catador. Al ser una preparación tan dulce, sirve a la perfección para reuniones entre estudiantes hasta que se dan cuenta de que “se fueron por lo dulce” y comienzan a perder el equilibrio. Posee una variante “Hardcore” que consiste en vino con jugo en polvo, no recomendable a menos de ser necesario.

Resultado de imagen para tropical trago
Tropical sour… piola.

-Jote: Tan simple como bebida cola y vino tinto, perfecto para un almuerzo familiar donde tus tios se pelean por los terrenos de la abuela, te preguntan cómo va la carrera y para cuándo la polola.

Resultado de imagen para jote trago
Es ordinario, pero rico.

Nivel 2

Aquí las cosas comienzan a ponerse serias. Es el averno donde habitan esas preparaciones que algunos consideran “leyendas urbanas” ya sea por sus extraños y particulares ingredientes o porque el siquiera pensar en consumir de ellos, provoca asco en los más sensibles y lleva a pensar a aquellos que los consumen sobre las pobres decisiones que han tomado a lo largo de su vida.

BaltiKapo, uma delicia

-Chocorón: Todos hemos oído hablar de él, su nombre provoca terror entre los que lo consumieron e intriga en los curiosos. Compuesto por leche de chocolate y ron, este trago puede lograr que cualquiera que lo ingiera no solo termine con un malestar estomacal que no tarda en hacerse presente, sino que lo lleva a cuestionarse el porqué hace esa clase de cosas cuando está ebrio.

Resultado de imagen para chocoron trago
No había fotos del Chocoron, pero así nos sentimos al probarlo en exceso.

-Baltikapo: Piedra angular de la sociedad etílica y fiel compañera de nuestro bolsillo. La cerveza Báltica se volvió un ícono de la cultura popular chilena gracias a su económico precio y a su excelente desempeño al alcoholizar a los más “económicos” (aquellos que se embriagan con un par de tragos). Pero a alguna brillante mente se le ocurrió mezclar este licor con Kapo, la bebida de fantasía de elección por aquellos que no tenían suficiente dinero para una bebida, pero aún así querían refrescarse durante el recreo. 

La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es DrWTeUJWoAAv1jp.jpeg
Así de grotesco se ve.

-Piscojugo: Porque siempre termina faltando bebida para el pisco, el MacGyver de los fiesteros decidió que un jugo en polvo sabor naranja podría hacerle compañía a este destilado. ¿El resultado? Esa clase de trago que uno solo consume estando ya en estado de ebriedad, que “salva” cuando ya no hay que tomar y puede terminar causando: a) Una llamada a tu ex a las tres de la mañana o b) Una invocación a nuestro amigo Guajardo.

Resultado de imagen para piscojugo trago

-Vino con Fanta: Recuerdo que hace un par de años atrás, celebrando fiestas patrias en familia, una misteriosa invitada me enseñó su trago favorito, para pedirme que “hiciera correr la voz” sobre su preparación y desaparecer de un momento a otro. Vino tinto y Fanta se convirtieron en la dupla perfecta para cuando quieres bailar con confianza y ser el alma de la fiesta, pero procura estar cerca del baño luego de beberlo, porque tu estómago no lo va a aguantar mucho.

Así de mal se ve.

Nivel 3

La última frontera. ¿Sus ingredientes? Peculiares ¿Sus orígenes? Desconocidos. ¿Sus catadores? Sólo los que viven para contarlo.

Matapunky: Llámese Matapunky a la mezcla de todos los licores que el “bartender” tenga a la mano, alcohol prácticamente puro. Su nombre se lo dan los “punkys” conocidos por su alta resistencia al alcohol, que puede ser quebrantada por esta preparación.

-Ron con Cerveza: La bebida favorita de los desesperados, es el salto de fé para aquellos que esperaron toda la noche para realizar su jugada, sacaron a bailar a la chica que les gustó por años y fueron brutalmente rechazados (Paulina, llámame :c). Es el buenas noches al que todos los desamparados acuden cuando ya está terminando el carrete y todos se están yendo a dormir o a sus casas.

-Bigoteado: Llámese “bigoteado” a la recolección de los vasos a medio tomar abandonados, que al entrar en contacto con la boca de quienes los bebían quedan “bigoteados” por el labio superior de la persona. Solía hacerse en las cantinas y se vendía más barato que el vino tradicional. En la actualidad es el “ultimo vaso y me voy” de aquellos que empiezan a abandonar la base cuando se deben ir o está terminando la fiesta.

-Pájaro Verde: Pregunta en tu centro penitenciario más cercano, módulo dos, preguntar por mi tío Ramiro.

Termino esta nota diciendo: ¡Salud! Y que viva Shile, el mejor país de Chile.

Felipe Gutiérrez

Alcohólico, hechicero, supervillano.

Post Relacionados

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.